El reto de aprender conectados: Entornos y Redes Personales de Aprendizaje

PLE-PLN según Joyce Seitzinger

Esta entrada ha sido creada para el Boletín nº 26 del  SOCP-CRMF-San Fernando, que se publicará próximamente.

Los modelos basados en competencias implican una nueva forma de entender el sentido de los aprendizajes y el desarrollo profesional. El reto es conseguir personas competentes por lo que son capaces de hacer, y no sólo por lo que saben o pueden acreditar. Para ello necesitamos, básicamente, desarrollar dos competencias esenciales, la competencia de aprender a aprender o autoaprendizaje a lo largo de nuestra vida y el desarrollo de competencias digitales, que nos permitan utilizar la tecnología como soporte para la personalización e interacción, porque no debemos olvidar que el aprendizaje es, sobre todo, una actividad social y vivimos tiempos fascinantes, llenos de oportunidades para crear, utilizar las nuevas herramientas de la web 2.0, publicar, difundir, compartir el conocimiento y aprender junto a otros.

En esta entrada vamos a hablar de las competencias relacionadas con el concepto emergente de Entorno Personal de Aprendizaje (PLE, acrónimo que viene de las siglas en inglés: Personal Learning Environment), un concepto que trata de dar respuesta a las necesidades e intereses de aprendizaje permanente desde la perspectiva de la persona que aprende. Se trata de un sistema que ayuda al estudiante a tomar el control de su propio proceso de aprendizaje, mediante el uso de recursos pedagógicos y tecnológicos, materializándose en el diseño de su entorno personal de aprendizaje adaptado a sus necesidades formativas. En definitiva, un entorno personal de aprendizaje caracterizado por la ubicuidad, la integración de herramientas, recursos, funcionalidades y sobre todo, por la existencia de una red de personas con las que aprender, PLN o Red Personal de Aprendizaje (de las siglas en inglés, Personal Learning Network)

PLE-PLN según Joyce SeitzingerSomos una generación conectada sin limitaciones de espacios o tiempos, porque nuestro entorno natural interactivo se ha expandido a la red de información que hemos tejido globalmente y es ahí donde aparece el interés por los entornos personales de aprendizaje (PLE), un enfoque pedagógico para sacar el mejor partido a las tecnologías y dinámicas sociales emergentes.

En cierta medida, se podría decir que desde siempre todos hemos tenido un PLE constituido de todos los elementos que usamos para aprender, sin embargo, el ecosistema de aprendizaje actual en el que aprendemos, se ha expandido en múltiples espacios y formatos por la acción de las tecnologías, sobre todo y por tanto, necesitamos respuestas más estructuradas.  Actualmente cualquiera puede ser creador y proveedor de información a la vez y el conocimiento avanza a una velocidad vertiginosa, es por ello que todos necesitamos enriquecer nuestro PLE, obteniendo el máximo partido de los recursos tecnológicos, añadiendo capas de conectividad y promoviendo la interdependencia con las personas de nuestra red personal de aprendizaje , PLN. El grado en que estemos dispuestos a compartir, crear o aprender haciendo junto a otros, o el apoyo de nuestra red de conexiones, nos va permitir mantenernos actualizados en nuestro dominio profesional o nuestras áreas de intereses.

El PLE, según Adell y Castañeda, es el “conjunto de herramientas, fuentes de información, conexiones y actividades que cada persona utiliza de forma asidua para aprender”, un concepto global que hace referencia a cómo aprendemos utilizando la red.

Las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), los recursos de Web 2.0 o Web Social o la popularización del acceso móvil a la información…, han revolucionado nuestra forma de aprender, ahora cualquier cosa que nos pueda interesar la tenemos a un clic de distancia (La era educativa de la “abundancia” (Weller, 2011) y ya no sólo cuenta lo que yo puedo hacer individualmente, sino lo que yo y mi red podemos hacer juntos. Ahora mis conocimientos no sólo están disponibles en mi cabeza, también pueden estar en “mi red de contactos”, por tanto, el planteamiento actual sería, ¿qué puedo aprender o hacer yo y mi red?, y no sólo ¿qué puedo aprender o hacer yo sólo? Aprender en la era digital, me permite, lógicamente, construir conocimientos nuevos a partir de mis conocimientos previos, pero felizmente, también me permite de forma cómoda y accesible, aprender a través de la creación de conexiones significativas junto a otros. Justamente sobre esta idea abunda el conectivismo desarrollado por George Siemens y Stephen Downes, que explica cómo aprende la gente en Internet .

PLE - Esquema vía David-Alvarez

PLE – Esquema vía David-Alvarez

Bajo la teoría del aprendizaje en la era digital, el conectivismo, aprender significa aprender juntos, donde, las conexiones son más importante que los contenidos. Es verdad que siempre hemos aprendido dentro de una red personal de contactos, sin embargo, Internet nos conecta de una manera sin precedentes y nos abre posibilidades excepcionales para aprender, debido a la enorme riqueza de las conexiones globales, la transparencia, la inmediatez y ubicuidad de la información o mantener contactos desde cualquier sitio o momento.

¿No te parece sugerente el poder de empoderamiento que puede adquirir el aprendiz, estableciendo un marco significativo de conexiones humanas y viendo el mundo a través de los ojos de otros?  Nos referimos a la Red Personal de Aprendizaje, PLN, que como define Richardson and Mancabelli, 2011, es el conjunto de conexiones con personas y recursos, tanto online como offline, que enriquecen nuestro aprendizaje.

Alec Couros, 2010, nos explica conexión y retroalimentación del concepto de PLE y PLN, nos dice que los PLE o Entornos Personales de Aprendizaje, son las herramientas, artefactos, procesos y conexiones físicas que permiten a los aprendices controlar y gestionar su aprendizaje. Nuestra Red Personal de Aprendizaje, PLN, es la suma de todo el capital social y las conexiones que resultan del desarrollo y de la facilitación proporcionada por nuestro PLE, es decir, nuestro PLE se enriquece gracias a la acción de otras personas interactuando a través de la tecnología dentro de un contexto que denominamos PLN o Red Personal de Aprendizaje.

Para ir concluyendo, recordamos que aprender significa, básicamente, acceder a la información, hacer algo con esa información y reflexionar dentro de nuestra PLN sobre lo aprendido, porque como dice Siemens, 2010 la conectividad es un aspecto clave en la producción del conocimiento en la sociedad actual y como hemos mencionado anteriormente, el PLN es una parte fundamental de nuestro entorno personal de aprendizaje, PLE que vamos creando progresivamente e incluye:

Imagen CC – Flickr, Pescador-con-atarraya-by Ronald Navarrete

Imagen CC – Flickr, Pescador-con-atarraya-by Ronald Navarrete

  • La aplicación y uso de herramientas para conectar y compartir con otros (blog, listas de favoritos, redes sociales…)
  • Fuentes de información, recursos, artefactos y conocimientos.
  • Actitudes y mecanismos para alimentar las conexiones. Porque el aprendizaje no viene a nosotros, tenemos que ir a buscarlo, lanzando nuestra atarraya de pescador, como dice Linda Castañeda, por tanto tendré que ponerme en acción y decidir cómo lo busco, con quién hablo, cómo organizo y alimento mis relaciones, cómo colaboro con otros, qué actividades realizo junto a otros, cuánto estoy dispuesto a aportar,…

Como el conocimiento no viene a buscarnos, nosotros somos los que tenemos que tomar la iniciativa y desarrollar nuestra actitud proactiva. Así pues, siguiendo con la metáfora del pescador con atarraya que utiliza Linda Castañeda, nuestro reto es aprender a echar y construir nuestras redes con responsabilidad, entusiasmo y dedicación. Igual que el pescador lanza su atarraya para recoger el máximo de pescado, nosotros buscaremos y tejeremos con calma y criterio nuestra red personal de aprendizaje (PLN), el máximo motor de desarrollo de nuestro Entorno personal de aprendizaje. (PLE), confiando en que lo mejor está por venir… las conexiones que vamos tejiendo, enriquecen nuestra experiencia de aprendizaje y abren nuevas oportunidades para seguir creciendo y aprendiendo juntos. ¿Con quién aprendes tú? Reflexiona y comparte tus reflexiones en nuestra  Comunidad del SOCP-SF o Comunidad de Orientación y Capacitación Profesional,  y en próximos números del Boletín Socp-CrmfSf, seguiremos hablando sobre cómo enriquecer nuestro entorno personal de aprendizaje.

Documentación consultada

2 comentarios

  • Me parece un conjunto de herramientas maravillosa para las personas que trabajamos un poco solas con escasas posibilidades de compartir con otros colegas novedades diagnósticas o terapéuticas, así como actualidades en nuestro campo. Efectivamente, como bien se explica en el artículo, exige un esfuerzo proactivo y abandonar, de alguna manera nuestro entorno de comodidad para ir a buscar este conocimiento y poner a disposición de otros nuestros conocimientos y experiencias.
    Agradezco a Manuela Ruiz su generosidad en tiempo y esfuerzo en este sentido y en animarnos a este proyecto. Yo estoy empezando en este sentido, mi redes de conexion para aprendizaje actualmente se limitan a facebook y twitter pero quedo a vuestra disposición si puede seros útil en algo de mi experiencia. Saludos

    • Belén, muchísimas gracias por tu comentario 😉 ¡¡Venga, a ver si nos apoyamos y conseguimos seguir aprendiendo juntos y conectados!!. Tenemos por delante nuestra experiencia de la Comunidad de Aprendizaje Intercentros y debo ponerme las pilas para seguir más activa y conectada de forma consistente a vosotros. Un abrazo, querida compañera albaceteña :))

Deja un comentario